Joyas en las que el centro es una piedra, ya sea una piedra preciosa o una piedra de río, porque su belleza no radica en su cotización. Me gustan las piedras sin tallar, como diamantes, zafiros, rubí … pero también las cortadas, como las anteriores o ópalos, aguamarinas, ágatas o las que desee por encargo o que vosotros tengáis. Materiales: Plata 925 y piedras diversas.

Galería de fotos